El Observatorio Cubano de Derechos Humanos pide a la UE la suspensión del acuerdo con La Habana


Arrestos de las Damas de Blanco el domingo 25 de agosto. (@JANGELMOYA/TWITTER)

El Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH), con sede en Madrid, solicitó formalmente a la Unión Europea (UE) la suspensión del Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación con el Gobierno de Cuba, debido al agravamiento de la situación represiva en la Isla.

«La reunión del próximo 9 de septiembre en La Habana, a la que asistirá la alta representante para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la UE, Federica Mogherini, debería servir para poner punto final al Acuerdo, debido al incumplimiento flagrante de los compromisos adquiridos por el Gobierno cubano en materia de derechos humanos, recogidos en dicho acuerdo», exigió el OCDH en un comunicado.

Para el Observatorio, «las autoridades cubanas han violado, entre otros, el título II del acuerdo, que recoge temas relacionados con la democracia, los derechos humanos y la buena gobernanza; así como el título IV, referido al desarrollo social».

«El gobierno de Miguel Díaz-Canel ha intensificado la represión contra la prensa independiente y los activistas de la sociedad civil y oposición. Esto se contradice no solamente con los estándares internacionales de derechos humanos, sino con las normas establecidas en la nueva Constitución, aprobada sectariamente por el propio régimen», añadió.

El OCDH sostuvo que Federica Mogherini aterrizará el lunes en La Habana «en medio de un clima represivo agravado», pues, según sus propias estadísticas, «solo en agosto se han producido al menos 267 detenciones arbitrarias en Cuba contra activistas y opositores».

Las provincias más afectadas por los actos represivos gubernamentales fueron La Habana, Matanzas, Villa Clara y Santiago de Cuba, precisó.

«Además de las detenciones arbitrarias, la red de observadores del OCDH en la Isla contabilizó casos de allanamientos de viviendas, citaciones ilegales, prohibición de viajes al extranjero y casas sitiadas, entre otros», señaló el informe.

Citó como «uno de los casos más graves de agosto» el que se produjo en Santiago de Cuba, con el allanamiento ilegal de morada, la ocupación ilegal de objetos personales, las detenciones arbitrarias y las amenazas a la integridad de activistas pacíficos que sufrieron miembros de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

«Esto provocó, por parte del OCDH, la interposición de una ‘acción urgente’ contra la República de Cuba y su presidente Miguel Díaz-Canel», recordó.

En un despliegue policial sin precedentes, que incluyó armas largas, se allanó de manera ilegal la vivienda de José Daniel Ferrer, sede de la Unión Patriótica de Cuba. Durante el allanamiento, los agentes represivos se apropiaron de bienes propiedad de sus moradores y de la organización.

Por otra parte, casi la mitad de las detenciones arbitrarias de agosto se dirigieron contra las Damas de Blanco.

«También es notable el aumento del uso excesivo y arbitrario de la fuerza por parte de la Policía Nacional Revolucionaria contra ciudadanos que muestran su descontento», denunció.

«La Unión Europea no puede continuar ignorando el agravamiento de la represión en Cuba. Ya es hora de paralizar el acuerdo y de presionar a las autoridades cubanas», demandó el OCDH.


Leer en Diario de Cuba

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*